El rol que cumplen las guarderías en la educación de los pequeños

A veces nos preguntamos, cuál es la edad correcta para matricular a los pequeños de la casa al jardín de niños o como otros le llaman nivel preescolar. Lo ideal, según las últimas investigaciones, es que los niños puedan empezar a estudiar en este tipo de centros a partir de los dos años. No obstante, este hecho también está determinado de acuerdo a las necesidades que puedan mostrar los familiares del infante.

Escoger una buena guardería

Cabe señalar, que para escoger una guardería de nivel, se debe hacer una búsqueda exhaustiva, ya que se deben analizar todos los beneficios y las desventajas que estas puedan mostrar. En sí, lo principal es encontrar una guardería que pueda ser buena tanto en su infraestructura como en la calidad educativa que puedan mostrar sus autoridades y sus profesores. Este último aspecto juega un papel decisivo en la elección final que se vaya a realizar. Por este motivo, todo lo anteriormente dicho, se resume en el hecho de buscar la mejor opción entre un gran grupo de variables a escoger. Se debe buscar que los trabajadores de la guardería en donde vayan a estudiar los pequeños de la casa, sean pacientes, amables y cariñosos. Todo depende de la predisposición del personal hacia los infantes. Asimismo, no debemos olvidar otro aspecto que es importante de analizar respecto a este asunto. O sea, el nivel educativo que puedan mostrar las guarderías.

escoger-guarderia

Guardería con Calidad educativa

Lo recomendable es buscar una que tenga un adecuado plan de trabajo. Que esté bien estructurado y que se desarrolle conforme a un proyecto ya predefinido. Hay que acotar, que este tipo de centros deben estimular todas las habilidades que los niños puedan mostrar y a la vez mejorar sus deficiencias.

Horarios para los más pequeños

El horario de estudio o de permanencia en la guardería al principio debe ser corto para evitar un posible miedo del pequeño. Al ser tan niños pueden creer que los vayan a dejar en la guardería y asocien este hecho de mala manera, generando un miedo por este lugar. Por eso, lo recomendable es que el tiempo de estancia en este tipo de centros sea corto al inicio. Después, conforme vaya pasando el tiempo, este irá aumentando de manera progresiva hasta que se llegue a un punto en que el pequeño no tendrá ninguna clase de complicación si es que se queda en la guardería por un espacio prolongado de tiempo. Asimismo, otro aspecto que resulta importante de mencionar es el que se relaciona al respeto de los horarios de cada pequeño. O sea, lo que se pretende aquí es que el niño pueda sentirse seguro del tiempo que vaya a permanecer en la guardería. Que no sea ni más ni menos el tiempo promedio.

Adaptación Gradual

Esto se busca para que el niño vaya adaptándose gradualmente a este tipo de estudio y así no tenga problemas al momento de quedarse en este tipo de centros. En resumen, lo que se pretende lograr es que los niños puedan sentirse en un ambiente tranquilo, ameno y confortable. En una sola palabra, que pueda resultar familiar. Que sientan que estar en la guardería, prácticamente es igual que estar en sus casas. Si eso se llega a lograr, el aprendizaje del bebé será más que óptimo.

Dejar una opinión

Debe estar conectado para escribir un comentario.